EL VESUBIO


En el año 79 d.C., el volcán más peligroso del mundo enterró la ciudad de Pompeya. La próxima explosión podría ser mucho mayor. Por Stephen S. Hall; fotografías de Robert Clark
Cuando el primer estruendo retumbó en la llanura de Campania, seguido poco después de un granizo de rocas volcánicas candentes, el hombre y la mujer abandonaron precipitadamente el pueblo y emprendieron una huida desesperada hacia el este, ascendiendo por una suave pendiente en dirección a un bosque cercano, donde con toda seguridad pensaron que podrían refugiarse. Ella tenía unos 20 años y él rondaba los 45. Un violento chaparrón de fragmentos de piedra pómez y rocas incandescentes capaz de aplastarles el cráneo y quemarles la piel bloqueó su fuga. Atónitos ante lo desconocido, la calamidad que se abatió sobre ellos debió de parecerles el fin del mundo. En ese mismo instante, otros miles de personas corrían para salvar la vida, dejando en la ceniza blanda y el húmedo lodo volcánico huellas de la desesperación humana que tardarían milenios en ser descubiertas. Aquellos cuyo rastro apunta al norte o al noroeste eligieron una ruta que probablemente les salvó la vida; pero los que se dirigieron al este, hacia la actual localidad de Avellino, como hicieron la joven y su acompañante, escogieron sin proponérselo el camino hacia una muerte segura. Se encaminaron, para su desgracia, hacia el centro de una zona particularmente catastrófica, que no tardó en quedar cubierta por un metro de piedra pómez.


No hay comentarios:

翻譯, übersetzen, يترجم, 번역, traduire, μεταφράζω, translate, tradurre, 翻訳する, переводить, tercüme etmek

>>> Recomenda esta pagina en...

>>> Buscar